top of page
  • bajoinfinitasestrellas

Praia da Agudela. Lavra (Portugal)

Actualizado: 13 jun 2021


Llegamos a la playa al atardecer. Aparcar casi junto a la arena y escuchar el mar...

La puesta de sol nos esperaba y no queríamos perdernos su magia.

Descubrirla ha sido para nosotros un regalo. Muchas plazas para estacionar, supermercado cerca, hostelería... y una costa realmente hermosa.

En el vídeo que aparece a continuación, es un deleite perderse en la línea que forman el cielo y el mar. Ver los colores anaranjados y violetas y descubrir, con el nuevo día, cómo todo se llena de movimiento y de vida.




Las imágenes son de una escapada a Portugal, concretamente de la noche del 16 y la mañana del 17 de agosto de 2019. Antes de la pandemia y por ello sin la presencia de mascarillas y otros signos que ahora nos resultan ya cotidianos y habituales.

Merece la pena detenerse y escuchar el viento, sentir la arena en los pies y ver ocultarse el sol en un lugar tan bonito como lo es esta playa cercana a Matosinhos y muy querida y frecuentada por los habitantes de Oporto.

Pero... antes de seguir escribiendo, te dejo el vídeo con el deseo de que sus colores te atrapen y te hagan viajar por unos instantes.



Despedimos el día celebrando la llegada de Claudio y su familia a bordo de su gigante y mágica autocaravana. Nos conocimos un fin de semana que viajamos a Vilanova de Cerveira y junto a ellos hemos vivido momentos de risas, de amenas veladas, de sueños y viajes...

Y, tras un buen desayuno, paseo para descubrir la costa y ver qué nos depara el Atlántico a su paso por Lavra.

Metros y metros de pasarelas de madera unen las playas de este maravilloso litoral. En todas ellas: la distancia recorrida, las especies del lugar y el teléfono de emergencia al que llamar. Además de los cuidados paneles informativos con los servicios y las mareas.

¡Cuánto me impresionó saber que bajo esas aguas, a unos 30 metros de profundidad descansa un submarino alemán de la II Guerra Mundial!


Las imágenes y el vídeo han atrapado gran parte de su encanto, ojalá te animes a conocerla.

Y... si vas a viajar a esta parte de Portugal, no dejes de probar las delicias del restaurante O VELEIRO. En él comimos felices los seis y con el buen sabor de la cocina tradicional, la sobremesa se llenó de anécdotas, de descubrimientos, de risas y de ganas de volver a vernos pronto para compartir este sueño viajero.

Gracias a los cuatro por habernos enseñado Agudela, por haber compartido el anochecer y por una comida tan sabrosa. Ojalá pronto volvamos a encontrarnos.


(Recuerda que en la pestaña BLOGSPOT te esperan otros rincones de Portugal y otras playas, deseando siempre que te hagan viajar bajo infinitas estrellas).







49 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page