top of page
  • bajoinfinitasestrellas

Faro de Punta Roncadoira (Xove)


Este bonito faro situado a 94 metros sobre el nivel del mar, alcanza con su luz una distancia de 21 millas. Está en una costa abrupta, accidentada, con islotes y en la que tormentas, nieblas y vientos fuertes, son protagonistas culpables de numerosos naufragios. En sus profundidades descansan más de veinte pecios, entre ellos el "Honor" que se hundió en Lago en el año 1544.

Desde él son maravillosas las vistas y el sonido del mar está tan presente y es tan intenso, que de ahí viene su nombre. Roncadoira hace referencia al habla del viento y las olas rompiendo en las rocas. Una melodía que disfrutan cientos de aves que surcan el inmenso cielo, tal es así que desde él se divisa una de las reservas de aves migratorias más grandes de Europa, con más de 15.000 nidos en la Isla Coelleira


"La Dirección General de Puertos autorizó la construcción de este faro como enlace entre los faros de San Cibrao y Estaca de Bares, y como luz que permitiría un mejor reconocimiento de la entrada a la ría de Viveiro y San Cibrao. El faro de Roncadoiro alumbró definitivamente el 10 de abril de 1986. Rematado en una torre cilíndrica de 12,70 m de altura y 3 m de diámetro, con una linterna de 2,25 m de diámetro y lámparas halógenas de 250W, alcanza 21 millas con la característica de destellos aislados cada 7,5 segundos. Desde los miradores de Nacente y Poñente las vistas panorámicas resultan inmejorables de las islas Coelleira, Ansarón, Farallóns, así como de los islotes Os Netos, y al Oeste los elevados y recortados acantilados de Estaca de Bares, y al Este los acantilados de papel del Cabo Morás".( www.amarinalucense.gal).


Buscando más información sobre el lugar, encontré una leyenda que habla de un monasterio fundado por los templarios: El Monasterio de Fazouro. Tan rico en oro y trigo que fue asaltado varias veces hasta que, en la última de las incursiones, todos fueron degollados menos uno que logró escapar y esconderse en Vicedo. Hoy todavía existe la casa en la que hay refugio.

Continuaré investigando pues la mayor información que he encontrado habla del Castro, pero no del monasterio.


Sin duda, merece la pena acercarse a él y disfrutar de la vista al horizonte desde sus acantilados.



Fuentes consultadas:

Visita e imágenes tomadas el 4 de septiembre de 2022

7 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page